La variante inglesa de covid-19 a punto de convertirse en dominante en EE UU

Estados Unidos con riesgo de una variante del Covid

Con la reapertura de la economía estadounidense, en especial en el rubro de viajes, los expertos advierten que las medidas de seguridad serán especialmente cruciales ahora que están circulando múltiples variantes del virus, incluido la altamente contagiosa variante B.1.1.7 que se identificó por primera vez en el Reino Unido.

Se proyecta que se convierta en la variante dominante en EE UU a finales de este mes o principios de abril, dijo la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Rochelle Walensky.

Hasta ahora se han encontrado casos de la variante B.1.1.7 en 48 estados, Puerto Rico y Washington, según datos de los CDC.

“La forma en que se propagan las variantes es bajando la guardia”, dijo el lunes a CNN el doctor Richard Besser, exdirector interino de los CDC. “Al no usar máscaras, al no distanciarnos socialmente. Si podemos aguantar unos meses más, habrá suficientes vacunas para que cada adulto en Estados Unidos sea vacunado”.

Una investigación publicada la semana pasada sugirió que la variante estaba asociada con un riesgo estimado 64% mayor de morir por covid-19.

Y otro estudio revisado por pares ha vinculado la variante a un mayor riesgo de muerte, según un artículo aceptado por la revista Nature. Esta vez, el riesgo de muerte por la variante se estimó alrededor de un 55% más alto que las cepas anteriores después de ajustar por una serie de factores como la edad, el sexo y el lugar y cuándo se realizaron las pruebas.

Un análisis posterior en el estudio que tuvo en cuenta los resultados de las pruebas faltantes y potencialmente categorizadas incorrectamente encontró que el aumento general del riesgo de muerte puede ser algo mayor, alrededor del 61% más que las cepas anteriores.

El estudio no analizó la vacunación ni pudo demostrar por qué la variante podría ser más mortal que las cepas anteriores.

Pero hay buenas noticias: las vacunas están aumentando y los expertos esperan que los estadounidenses puedan ver una apariencia de normalidad para el verano. Los datos actualizados por los CDC el lunes muestran que el país alcanzó un promedio de siete días de aproximadamente 2,4 millones de dosis de vacunas de covid-19 aplicadas por día, un nuevo récord.

Artículo anteriorEl 40% de la producción de energía en enero fue hidroeléctrica con El Cajón lidera el mercado: ODS
Artículo siguienteCoronavirus avanza rápido en América, se deben implementar medidas: OPS