El PIB de España cae 22%, su segunda recesión del siglo

378
Economía española cayó en recesión técnica

El segundo trimestre la economía bajó 17,4% con impacto en empleo

El confinamiento hundió la economía española el 17,8% en el segundo trimestre del año (respecto al primero), según ha confirmado el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El dato es algo menos malo de lo que había avanzado el propio INE el 31 de julio, cuando estimó un retroceso trimestral del 18,5%, pero no por ello deja de ser la peor tasa de la serie histórica del INE y la segunda más alta de la Unión Europea, por detrás del Reino Unido (-20,4%).

Tras acumular dos tasas negativas consecutivas (-5,2% en el primer trimestre y -17,8% en el segundo), la economía española entra en recesión técnica, con un nivel de Producto Interior Bruto (PIB) que a finales de junio se situaba el 22% por debajo del  que dejó a finales del 2019.

Para el tercer trimestre, el Banco de España proyecta un fuerte rebote, con un crecimiento entre el 13% y el 16% que sacaría la economía española de la recesión técnica. No obstante, el Banco de España prevé que a finales del 2022 el PIB aún estará por debajo del nivel previo al estallido de la crisis.

Es la segunda vez en el siglo XXI que la economía española cae en recesión. Entró en el tercer trimestre del 2008, hasta el cuarto del 2013 (con algunos trimestres aislados en positivo, entre medias). En aquel periodo de cinco años la economía ‘solo’ llegó a caer el 9% (frente al desplome actual del 22% en dos trimestres).

Empleo, salarios y beneficios

Los datos del INE desgranan la magnitud de tsunami económico del segundo trimestre.

El consumo de los hogares se hundió el 20,4% respecto al primer trimestre y la inversión empresarial (formación bruta de capital) lo hizo el 21,5%. Las exportaciones se desplomaron el 33,4% y las importaciones lo hicieron el 29,5%.

Apenas hubo una cifra positiva, vinculada al gasto de las administraciones públicas, que subió el 0,3%. De este modo, la demanda interna (consumo e inversión) restó 16,1% al PIB y la externa (exportaciones e importaciones), otros 2,7 puntos.

Por sectores, el bloque de comercio, transporte y hostelería se llevó la peor parte, con un desplome del 39,6% en el segundo trimestre, seguido del de actividades artísticas, recreativas y otros servicios (-31,6%). Solo las actividades financieras y de seguros lograron crecer (0,9%).

El desplome anual del  PIB del segundo trimestre del 21,5% se tradujo  a su vez en una caída de 18,4% de los puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo, lo que supone un descenso de 3,38 millones de puestos en un año. El volumen de  horas efectivamente trabajadas, por su parte, se hundió el 20,7% en tasa anual.

Esto se tradujo en una caída de la masa salarial del 13,9%, un desplome aun mayor de los beneficios empresariales (del 22,4%) y un hundimiento de los impuestos del 44,3%.

El PIB a precios corrientes registró una disminución interanual del 20,7%, hasta los 245.867 millones de euros, con lo que retrocedió a niveles de hace 14 años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here