Actividad económica creció 6,5% al cierre del primer cuatrimestre del 2022: IMAE

Economía se aleja de la estanflación (bajo crecimiento y elevada inflación).

La intermediación financiera y la manufactura impulsan el crecimiento este año

A pesar del contexto internacional de aumento de precios y trabas al transporte marítimo, la actividad económica hondureña (del sector privado) continúa registrando un buen desempeño este año, con un incremento acumulado al mes de abril en la serie original de 6,5% (menor al 7,2% en 2021) del Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE).

El impulso económico viene de la Intermediación Financiera (bancos); Industria Manufacturera; Comercio; Transporte y Almacenamiento; Hoteles y Restaurantes; Agricultura, Ganadería, Silvicultura y Pesca; Telecomunicaciones; y Construcción Privada (ésta última a pesar del alza en los materiales de construcción).

La serie de tendencia ciclo presentó una variación interanual de 5,7%

La banca privada con mayor alza

Según el IMAE, medido por el Banco Central de Honduras, el sector de mayor impulso es la Intermediación Financiera, Seguros y Fondos de Pensiones que creció 15,6% (4.7% a abril del 2021), influenciada por el “incremento en los intereses sobre préstamos fiduciarios, hipotecarios y prendarios”.

“Sumado a los ingresos por comisiones en transacciones de tarjetas de crédito y débito y a la baja en la tasa de interés pasiva que genera menores erogaciones en concepto de intereses pagados al público sobre los depósitos a plazo fijo, de ahorro y de cuenta de cheques”, señala el BCH.

También contribuyó a este resultado, el mayor flujo de aportaciones, en contraste con una disminución en los pagos de beneficios por parte de los institutos de previsión social. De igual manera, se registró aumento en la contratación de pólizas de accidentes y enfermedades; incendios y líneas aliadas; y vida colectiva; así como la reducción de desembolsos por siniestralidad por parte de las compañías de seguros.

LEA. Aseguradoras con mayor primaje este año

Por su parte, la Industria Manufacturera subió 6,9%, (19,4% presentado en similar periodo de 2021). El 94,2% de esta variación fue explicada por el dinamismo de la industria textil y la elaboración de Alimentos, Bebidas y Tabaco, los cuales crecieron 13,3% y 4,9%, respectivamente.

La primera responde al alza en la demanda externa de prendas de vestir por parte del mercado estadunidense, así como a los pedidos de telas e hilos por parte de Nicaragua y El Salvador. Cabe resaltar que, estos destinos en su conjunto representaron el 88,6% de los volúmenes exportados.

En cuanto a la evolución positiva en la elaboración de Alimentos, el 87,7%, se debe a la elaboración de azúcar; dados los mejores rendimientos agrícolas, sumado a los procesos de modernización tecnológica por parte de las empresas azucareras

Los servicios de Comercio crecieron 5,5% (12,3% en 2021), derivado de las ventas de bebidas; combustibles; productos alimenticios; ropa y calzado. El Transporte y Almacenamiento varió 14% (1.5% en 2021), al recuperar su capacidad operativa en el transporte interurbano y de carga con destino al comercio exterior.

El rubro de Hoteles y Restaurantes aumentó 34,3% (7.7% en 2021), dado el proceso de vacunación contra el coronavirus y los protocolos de bioseguridad implementados en los diferentes establecimientos. Pese a la recuperación de la industria turística a la fecha, los servicios de alojamiento siguen sin alcanzar los niveles de producción pre-pandemia.

Entre tanto, la Agricultura, Ganadería, Silvicultura y Pesca, tuvo una recuperación de 3,3%, respecto a la caída de 4.1% reportada a abril de 2021, las Telecomunicaciones se incrementaron en 2,5%, igual a abril de 2021, por el aumento en el flujo de minutos de telefonía móvil y de suscriptores de internet de banda ancha y la Construcción privada creció en 9,1%, (17.2% el año anterior).

Artículo anteriorFinanzas hace efectivo pago “pendiente” de bono al transporte de 68.1 millones de lempiras
Artículo siguienteZede Próspera sigue operando en Roatán